MARKETING ONLINE

UX: qué es y cómo optimizarla

29/06/2018

¿Qué es el UX? El UX (user experience, por sus siglas en inglés), o experiencia de usuario en español, consiste en la facilidad y comodidad que experimenta un usuario al navegar por una página web. En este contexto entran en juego muchos factores y el objetivo principal es optimizarlos lo máximo posible para que el acceso al contenido y el proceso de interacción con el mismo sean ágiles, simples e intuitivos.

La importancia de la experiencia de usuario: una estrategia SEO eficaz es la que pone al usuario en el centro, ya que así lo determina Google. Además, esto tiene mucho sentido: por ejemplo, si un visitante accede a una web buscando una información determinada y tarda demasiado en encontrarla, es muy probable que acabe abandonándola para ir a buscarlo en otra página. Y esta es solo una de las muchas ocasiones en las que una mala UX puede hacer perder clientes a un negocio online. Asimismo, también es importante desde un punto de vista SEO: Google cada vez tiene más en cuenta la experiencia del usuario para el posicionamiento orgánico de la web en cuestión. Por lo tanto, una mala UX equivaldría a un mal posicionamiento SEO.

¿Cómo mejorar la UX de una web? Como ya hemos mencionado anteriormente, hay muchos factores que entran en juego en el contexto de la experiencia de usuario. A continuación encontrarás los más relevantes:

-Velocidad de carga o WPO: las páginas web que se cargan de forma rápida aumentan la satisfacción del usuario. Además, este elemento forma parte de los ranking factors de Google, lo que significa que mejorando la velocidad de carga también se mejora el posicionamiento SEO.

-Estructura y navegabilidad: uno de los elementos más importantes en la concepción de una web es pensar bien la estructura que presentará. Para ello, debes asegurarte de que el contenido va a estar agrupado en un menú con categorías lógicas, de manera que proporcione el camino más simple y rápido al usuario para visitar todas las secciones de la web.

-Optimización del proceso de compra: en el caso de un e-commerce, es fundamental que los productos estén organizados de tal manera que el usuario los encuentre de la forma más cómoda posible. También se debe prestar máxima atención a los pasos que se tienen que seguir en una tienda online hasta el momento de la conversión. Este número debe ser el mínimo posible y el proceso de navegación a través de ellos deber ser intuitivo y práctico para motivar la acción de compra.

-Diseño mobile-responsive: el móvil es, cada vez más, el dispositivo preferido de los usuarios para navegar por internet. Hace unos meses Google lanzó el Mobile First Index, que utilizará a partir de ahora para determinar el posicionamiento orgánico en función de la versión móvil de una web en vez de la desktop. Por eso es crucial que las páginas cuenten con una versión totalmente adaptada a la navegación con teléfonos móviles.

En definitiva, una buena experiencia de usuario se encuentra en la intersección entre una estética atractiva y una estructura web organizada y sencilla, además de todos los demás elementos que faciliten la navegación del usuario. No olvides que la usabilidad de un e-commerce es el mejor aliado de la conversión.