Transformación digital, 5 claves para adaptarnos a una nueva normalidad

Con la entrada en vigor de la fase 0 de la desescalada, empezamos a plantearnos cómo será esa nueva normalidad a la que poco a poco nos vamos acercando. Sin duda, la transformación digital, acelerada vertiginosamente por la emergencia sanitaria del Covid-19, será una de las grandes protagonistas de ese new normal. Sin embargo, hace tiempo que este cambio venía siendo necesario por otros factores inherentes al mercado, la demanda y las tendencias sociales y culturales.

El mercado ha cambiado
Hoy en día, tal como auguraba Bill Gates “si no estás en Internet, no existes.” La sociedad ha cambiado la forma de consumir e interactuar con las marcas. Como consecuencia, las empresas que no tienen una presencia en Internet están siendo ignoradas por los clientes, que se decidirán por un competidor, que pudiendo tener un producto peor, ofrezca una mejor solución digital. Los clientes buscan rapidez, comodidad y un fácil acceso a toda la información que necesitan para realizar la compra de un producto o la contratación de un servicio. Las tecnologías cloud son un gran aliado de las empresas para satisfacer y dar respuesta a estas demandas. En DHL Parcel somos conscientes de esa necesidad y ofrecemos soluciones a nuestros clientes que les permiten realizar el seguimiento de sus envíos, gestionar posibles eventualidades y descargar comprobantes de entrega de manera online. Consulta nuestras herramientas online para envíos entre empresas y para envíos e-commerce.

Es un valor añadido para los empleados
Hace ya un tiempo que la sociedad estaba pidiendo a gritos una solución a los problemas de conciliación laboral de muchas familias. Asimismo, la flexibilidad es un factor muy valorado por los empleados en general (con o sin familiares a cargo), que además, impulsa el rendimiento, según Forbes el 29% de los trabajadores remotos dicen ser más felices que los que deben desplazarse y permanecer en una oficina u otro tipo de espacio.

Adaptación al cambio
Darwin fue el primero en afirmar que no sobreviven las especies más fuertes o inteligentes, sino las más adaptables al cambio. En este sentido, la digitalización se nos presenta como un reto, una oportunidad para que las empresas se adapten a los cambios rápidos que demandan el mercado y los clientes, pero también, como una necesidad, y una necesidad urgente, además. La transformación digital y la adopción de metodologías han pasado a ser aspectos clave de las estrategias corporativas.

La disrupción como clave del éxito
Jeff Bezos, fundador de Amazon, rompió el paradigma de las tiendas físicas cuando en 1995 se lanzó a crear una plataforma que cambiaba los hábitos de compra de los usuarios, evitándoles el desplazamiento a tiendas físicas y ofreciéndoles la posibilidad de adquirir productos desde la comodidad de su hogar, aumentando además la pluralidad de la oferta a la que tenían acceso. Hoy en día, es uno de los hombres más ricos del mundo. Netflix es otro ejemplo de transformación digital y adaptación al cambio. En un momento en el que la industria audiovisual veía como una amenaza las nuevas tendencias de consumo en Internet, sus creadores, Reed Hastings y Marc Randolph, supieron transformar esa amenaza en oportunidad y ofrecer al usuario un servicio adaptado a sus nuevas necesidades.

Áreas de transformación digital
1. Modelo de negocio

Es hora de repensar el negocio. La aplicación de las nuevas tecnologías para resolver nuevas necesidades o hacerlo de forma más eficiente es clave para crear ventajas competitivas. Por ejemplo, desde hoy, algunos bares y restaurantes, están ofreciendo un servicio de comida para llevar a sus clientes que puede solicitarse desde su página web.

2. Comunicación y marketing digital
En un contexto como el actual, en el que, por un lado, se evidencia la necesidad de tener una presencia en Internet pero, por otro lado, muchas empresas se están enfrentando a una reducción de sus ingresos, los canales digitales son imprescindibles para crecer, sin necesidad de invertir grandes sumas de dinero. Volviendo al ejemplo anterior, los restaurantes que están ofreciendo la opción de delivery, están utilizando sus perfiles y grupos de redes sociales para promocionarla.

3. Procesos de negocio
Implementar metodologías ágiles y herramientas digitales de autogestión para los clientes es un eje estratégico de la transformación digital. En este sentido, en DHL Parcel, hemos rediseñado recientemente el Área de clientes, un espacio privado exclusivo para clientes de DHL Parcel donde pueden realizar todo tipo de gestiones relacionadas con sus envíos: seguimiento de envíos, descarga de comprobantes de entrega, solicitud de órdenes de recogida, descarga de informes personalizados, etc.

A modo de conclusión:

• La transformación digital no es una moda, es una necesidad.
• Requiere un cambio. No es un proyecto, es una estrategia con impacto en todas las áreas de la empresa.
• El cliente está en el centro. Es necesario dirigir la atención al cliente, no al producto; la experiencia que creemos es la que nos va a diferenciar de los competidores.
• La tecnología habilita pero las personas son las ejecutoras del cambio.
• La disrupción es un factor clave del éxito de los nuevos modelos y transformación de negocios.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.